sábado, 24 de enero de 2015

Golubtsi, receta de Ucrania.






Esta es una receta que no he hecho sola, mejor dicho he ayudado yo a mi querida amiga Inna Mariy.
Ella es de Ucrania y tanto esta receta como otras las he degustado en su casa y me ha enseñado a hacerlas.
Tengo otra en el blog, la ENSALADA DE ARENQUE BAJO ABRIGO, que probamos un día en su casa y de la que quede prendada, tanto que no tardé en hacerla bajo sus indicaciones y mostrárosla en el blog.

Por eso al hablarme de esta otra, unos paquetitos de col rellenos de carne y arroz con una salsa cuyo principal ingrediente es el tomate y rematada con un poco de crema agria no dude ni un segundo en hacerla con ella y probarla.
Ahora ya se porque es tan famosa, está de lujo, muy buena y con una mezcla de ingredientes que no puede ser más acertada.
Si se come en verano, estos rollitos, solos templados son un bocado excelente y en invierno  es una receta completa, mejor dicho, completísima.
.
Ingredientes:
Para hacer los paquetes de col rellenos:

500 gramos de carne picada de cerdo y ternera.
240 gramos de arroz redondo.
Una zanahoria rallada
Una cebolla picada
tomate triturado
Un repollo rizado mediano o grande.
Sal y pimienta

Para hacer la salsa de tomate:

Cuatro tomates maduros pelados y picados.
200 gramos de col picada, en este caso col rizada.
6 champiñones grandes  picados.
Una cebolla grande picada.
Tres cucharadas soperas de aceite de oliva virgen extra.
Medio litro de caldo de verduras o pollo, o agua con algúna pastilla de caldo.
Sal y pimineta negra molida.

ELABORACIÓN:

Elaboración de los paquetes de col rellenos:
Cocer el arroz a mitad de su cocción, ya se acabará junto con el resto de ingredientes.
Cocer en abundante agua con sal las hojas de repollo, mejor las de fuera que son más grandes.
Hay que quitarles la parte dura como si fuese un pequeño triangulo, eso molesta luego para enrollarlos.
Hay que tratar de no romperlas sino cuando hagamos los paquetes se saldría el relleno.
Cocer hasta que estén manejables para enrollar, no hace falta cocidas del todo, igual que el arroz se acaban luego.
Picamos la cebolla bien pequeña y rallamos la zanahoria.
Doramos la cebolla hasta que quede casi transparente con sal y pimienta, añadimos la zanahoría.
Añadimos dos tomates pequeños picados sin piel ni pepitas.
Freímos un poco más y reservamos.


Mezclamos la carne picada cruda, con el arroz a medio hacer y el sofrito, reservamos durante un rato en un bol para que enfríen, de esta
manera formaremos mejor los paquetes.
Extemdemos una hoja de col y ponemos dos cucharadas soperas del relleno, doblamos como si de un rollito de primavera se tratase y formamos todos los paquetitos hasta que la mezcla del relleno se acabe.
Dependiendo de la casa gustan hacerlos más grandes o más pequeños, normalmente son dos por persona.
Una vez hechos comenzamos con la salsa.

Freímos la cebolla picada con sal y pimienta.
A medio dorar añadimos los champiñones y al cabo de unos minutos la col picada.
Si hace falta añadimos un poco más de aceite y echamos los tomates picados dejando que se frian un poco.
Incorporamos el caldo.
Es el momento de añadir los rollitos que dispondremos en la olla juntos y bien ordenados, así con solo mover la olla se van haciendo con fuego medio
durante 30 minutos.
En muchas casas se añade al final nata agria o creme fraiche a la salsa.
En otras se pone una vez servido el plato la cantidad que cada uno decida.




Ya veis una comida muy completa, con un gusto exquisito y muy aconsejable para estos días de frío, aunque templada se puede comer en cualquier época del año.



Espero que os haya gustado tanto como a mi.

miércoles, 21 de enero de 2015

Atún con acelgas y tomate frito.



Cuando era pequeña pasaba mucho tiempo con mis tíos Pascual y Teresa, que también eran mis padrinos .
Iba al Mercado Central con mi tío a comprar el atún y las verduras para que mi tía lo cocinase.
Los olores y los sabores de aquella época son inconfundibles y ver a mi tía cocinando, partiendo tanto el pescado como el resto de ingredientes es algo que ya no se puede olvidar, gracias a Dios.
Siempre me gustaba quedarme con ella en la cocina, aunque estuviese trasteando, pero mirando de reojo, su forma de partir, de freír, de rallar el tomate, todo con tanto cariño y esmero que  claro, así sabía.
No solo la calidad hacen que las comidas sean ricas, la forma de hacerlas, los ingredientes justos y el cariño que se le pone hace que sea un espectáculo luego en el paladar.

Esta es de esas recetas que por lo sencillas que es gusta a casi todos.
Poco más hace falta para que sea una comida completa. Una buena tortilla, unas patatas fritas o un huevo bien frito, con sus bordes dorados y crujientes es suficiente para que ni el restaurante más caro nos haga comer más a gusto.

Mis pescados como siempre cuentan con la calidad de PESCADOS CORONA.
PESCADOS CORONA los encontramos en el Mercado Central, en el puesto 189.
 Llama al 965201762 o manda un mail:   info@pescadoscorona.com  con tu nombre y apellidos.
Así al entrar en su página puedes ver las cuatro cámaras que tienen en directo y pedir el pescado o marisco que prefieras y preparado a tu gusto.
También tienen reparto a domicilio llamando antes de las 12:45.
Comprar es sencillo con Pescados Corona.

Os cuento como lo he hecho, conservando todas sus vitaminas.

INGREDIENTES:

  • Medio kilo de atún o bonito cortado en tacos.
  • 300 gramos de acelgas limpias.
  • 200 gramos de tomate rallado o triturado.
  • Tres dientes de ajo partidos por la mitad sin llegar al final del corte.
  • Cuatro cucharadas de aceite de oliva virgen extra.
  • Un poco de sal.
  • Una chispa de azúcar.
ELABORACIÓN:


En una sartén honda ponemos el aceite y freímos los ajos.
Cuando el aceite haya cogido gusto echamos las acelgas sin hervir, crudas, partidas en trocitos o como vienen en los paquetes, ya limpias y troceadas.


Dejamos que se rehoguen un poco en el aceite, cuando hayan menguado a la mitad, apartamos a un lado de la sartén, echamos el tomate, con sal y un poco de azúcar.


Dejamos que se fría unos cinco minutos y mezclamos con las acelgas, así con el tomate se seguirán haciendo y absorberán parte del agua del tomate pero cociéndose al mismo tiempo que se fríen.
De esta manera no se hacen varias cocciones y mantenemos mucho más sus vitaminas.


Volvemos a apartar lo frito e incorporamos los trozos de atún o bonito, que vamos dorando por todos lados.
Una vez que vemos que están dorados, es cuando lo mezclamos todo, unos dos o tres minutos.
Apagamos el fuego y reservamos caliente hasta servir.
El atún se ha hecho por dentro con el calor del sofrito y queda hecho por fuera y jugoso por dentro.



Así de fácil es esta receta y así de rica.

Un clásico en muchas casas y que seguro todos hemos probado.



sábado, 17 de enero de 2015

Terrina de pollo caramelizada rellena de queso de cabra y arándanos




Si hay algo que me relaja es hacer terrinas, de cualquier tipo de carne y rellenos.
Se pueden hacer de lo que más nos guste, de lo que tengamos en casa, o combinando carnes, con frutos secos, verduras o quesos, todo depende de nuestro paladar e imaginación.

En este caso la vamos a hacer con un acabado un poco más festivo, cubriéndola con manzanas reinetas.

Los ingredientes son económicos y los encontramos en cualquier supermercado, ni me gusta complicarme ni complicar a los que me leen.

INGREDIENTES:
  • Dos pechugas de pollo.
  • Medio rulo de queso de cabra.
  • 100 gramos de  lonchas de jamón de york o mejor en un trozo.
  • Dos manzanas rellenas.
  • Un filete de panceta de cerdo, optativo.
  • Dos huevos.
  • Sal y pimienta negra molida.
  • Coñac, armagnac  o cualquier licor que nos guste.
  • Perejil picado.
  • Un puñado de arándanos.
  • Dos rebanadas de pan del día anterior remojadas en leche.
  • Caramelo líquido.
  • Zumo de un limón.
  • Un poco de mantequilla a temperatura ambiente.


 ELABORACIÓN:

Troceamos la pechuga de pollo y parte de la panceta.
Lo echamos en la picadora junto el perejil, la sal y la pimienta negra,
Se tritura y se echa en un cuenco junto con el pan remojado en leche, el , los huevos y el armagnac o el licor que hayamos escogido.
Se mezcla y se mete en el frigorífico una hora para que se unan los sabores.


El molde que hayamos escogido ( el mío en forma de manzana) se unta con el caramelo líquido, fondo y paredes.
Se echa encima una parte de la mezcla de pollo triturado, encima se distribuye el queso de cabra cortado en tiras, el jamón de york, y la panceta también cortada, intercalando con los arándanos.
Acabamos cubriendo con más triturado del pollo.

Es el momento de pelar las manzanas con la piel, así quedará más bonito en cuartos quitándole las pepitas y cortando en medias rodajas.
Disponemos las manzanas de manera que quede lo más presentable posible encima de la carne.
Pincelamos la manzana con el zumo de limón para que no se ennegrezcan.
Pincelamos después con un poco de mantequilla a temperatura ambiente.
Tapamos con papel de aluminio bien apretado para que el agua del baño maría no entre dentro de la terrina.


El horno lo tenemos precalentado mientras hacemos la terrina a 200 grados.
En un molde donde quepa nuestra terrina le ponemos dos dedos de agua y echamos en ese agua las cáscaras de los huevos que hemos usado, esto hace que no burbujee mucho el agua y ayuda a que no se meta en lo que tengamos al baño maría.



El tiempo de horno es de 45 minutos a una hora, todo depende de lo alto que hagamos la terrina y lo grande.
Se tarda más por alta que por ancha, pero bien es cierto que alta queda mucho más bonito y nos podemos lucir más con el relleno.


Una vez acabada, sacamos del horno, pudiendo comprobar que está porque se suele separar la carne de las paredes del molde.
Si vemos que por estar tapada no ha cogido color la manzana la podemos dorar un poco con el grill del horno, eso si, llevando cuidado no se queme y no desluzca el plato.

Dejamos templar y enfriar unas horas en la nevera antes de desmoldar.
Para hacerlo le pasamos un cuchillo por todo el borde de la terrina, metemos en un cuenco con agua caliente la base del molde porque el caramelo se habrá endurecido y costará desamoldar, ponemos un plato encima y le damos la vuelta como si fuese una tortilla.
Se le pueden dar unos golpes, no pasa nada con la manzana porque esta sobre el plato.
Para volver a darle la vuelta para que la manzana quede encima le ponemos otro plato sobre la base de la carne y damos la vuelta de nuevo, así tendremos el lado de la manzana por encima.



A pesar de llevar caramelo, no queda como un flan, este lo ha absorbido la carne dejándola con un punto dulce que no desmerece ni al queso de cabra ni a ninguno de los ingredientes.

He adornado con un poco de gelatina de caldo de ave y oporto, pero no hace falta.
Unas tostadas untadas con mayonesa y una porción de la terrina es un bocado exquisito también.

Espero que os haya gustado y que le perdáis el miedo a hacerlas, es mucho más fácil que un bizcocho y si la compramos hecha mucho más cara, desde luego.

jueves, 15 de enero de 2015

Arroz con musola, marisco y ñoras baby



Hoy nuestra receta de pescado es con MUSOLA. 
Un tiburón pequeño, que no hay que confundirlo con el cazón, otro tipo de tiburón, muy similar pero diferentes, aunque en muchos sitios se confunden.
Lla musola,  como la mayoría de estos pequeños tiburones habitan en aguas cálidas, evitando las rocas pero prefiriendo las aguas costeras.
El cazón y otros tipos de tiburón pequeño son muy similares tanto en su aspecto como en  el agua donde lo encontramos.
Desde luego lo que si tienen en común es su carne prieta, blanca y deliciosa.
Vamos utilizar también para esta receta unos cangrejos, unas galeras muy apreciadas por su gusto y gambas arroceras, pequeñitas y con un sabor increíble.

Todo esto desde luego con la calidad de PESCADOS CORONA.

Entrando en su página web vemos que hay cuatro cámaras para ver en directo toda la mercancía, tanto pescado como marisco que tienen en ese momento en el puesto.


Situados en el Mercado Central de Alicante, en el puesto 189, están abiertos de martes a sábado.
En su página encontramos el teléfono 965201762, pero si ya estamos subscritos a su página, con nuestro nombre de usuario y nuestra clave pedimos turno y son ellos quienes nos llaman, nos preparan el pescado que veremos desde las cámaras como si estuviésemos allí y si lo queremos nos lo envían a casa si el pedido lo hacemos antes de las 12.30.
Nunca ha sido tan fácil comprar

INGREDIENTES:
  • Tres rodajas de MUSOLA.
  • Tres cangrejos.
  • Una docena de gamba arrocera.
  • Cuatro o cinco galeras.
  • 100 gramos de arroz por persona. Redondo, bomba , largo, el que nos guste usar.
  • Una ñora,  ( yo puse aparte tres ñoras baby para poner encima de la paella , dar gusto y adornar,  las ñoras baby las cultivo yo, no las he visto en ningún lado, pero las ñoras normales son iguales solo que más grandes)
  • Un diente de ajo grande.
  • Cuatro alcachofas.
  • Dos tomates maduros rallados o medio vaso de tomate triturado.
  • Colorante o azafrán de hebra si es posible.
  • Cinco ajitos tiernos.
  • Medio pimiento rojo.
  • Fume de pescado.  Receta aquí, como se hace en Alicante.
  • Un ramillete de perejil.
  • Aceite virgen extra
  • Sal.


ELABORACIÓN:
Limpiamos los ajitos y troceamos,
Las alcachofas, limpiamos de hojas, partimos y quitamos los pelitos que tienen en el interior y las metemos con agua fría y un limón escurrido para que no se pongan negras.
Partimos el pimiento rojo en tiras.
Partimos y quitamos las ñoras de semillas.


Echamos en la paellera cuatro cucharadas de aceite y sofreímos la ñora en trocitos con cuidado que no se queme porque amargaría.
Sacamos y reservamos en el mortero con un poco de sal.
Freímos a continuación el resto de las verduras que las dejamos al dente, cuidado con los ajitos tiernos que se queman rápido, en cuanto estén hechos se sacan.
Se saca el resto de la verdura cuando este sofrita y se reserva



Se fríe el marisco un poco para deje el gusto en el aceite pero dejándolo crudo por dentro, así se acabará con el arroz. Se reserva.
Echamos la musola partida en trozos no muy pequeños o como queramos encontrarla, junto con la verdura que incorporamos otra vez a la paellera, echamos el tomate triturado y lo sofreímos también.
La ñora que teníamos aparte se pica muy bien en el mortero junto con la sal, añadimos el diente de ajo y un poco de perejil picado, Echamos también un poco de tomate que hemos frito y el colorante o el azafrán en hebra que hemos asado unos segundo en una sartén.
NOTA:  el azafrán de hebra se asa unos segundos en una sartén, solo, de esta manera cuando lo machacamos o echamos directamente en la paella o en cualquier guiso suelta mucho más sabor y color.
Es el momento de añadir el arroz, cien gramos por persona, le damos unas vueltas para que cada grano se impregne del aceite del sofrito e incorporamos el resto de ingredientes, ordenándolos en la paellera para que luego quede bonito a la vista.
A los cangrejos le hacemos un corte por la parte de abajo para suelten el jugo en el caldo.
Incorporamos el caldo dependiendo la cantidad según el tipo de arroz que usemos.
Si es bomba son dos partes y media de caldo por una de arroz.
Para el redondo normal y el largo son dos parte de caldo por una de arroz.
Ponemos el fuego fuerte diez minutos y luego hasta que se consuma el caldo lo bajamos a fuego medio.
Meneamos la paellera para que el arroz se vaya soltando del fondo y se reparta por todos lados.

NOTA:Una vez consumido el caldo suelo tapar unos cinco o diez minutos con papel de periódico, poniendo entre el arroz y el papel unas espátulas de madera para que no toque.
Esto hace que con el calor se quede el arroz justo en su punto.
El caldo se añade justo, si se añadiese más del que indica en el paquete se nos pasaría.



Y ya la tenemos lista para comerla y disfrutarla.


Si no tenéis galeras o cangrejos con cualquier marisco que tengamos a mano o que este en ese momento a buen precio en el mercado sale igual de rico.


Cuidado con las galeras al comerlas, tienen unos pinchos a ambos lados que al meterlas en la boca y tirar de ellas hacía afuera para chuparlas nos hacemos daño, eso solo lo sabe quien lo ha sufrido, jejeje.
Pero merecen la pena comerlas, llevando cuidado por su exquisito sabor.

Espero que os haya gustado el arroz de hoy.
Si tenéis alguna duda preguntarme, SIN PROBLEMAS os contestaré lo antes posible.





jueves, 8 de enero de 2015

Besugo al horno con aliño de tomates asados.



Si hay algo fácil de cocinar es el pescado.
Después de las fiestas apetece una receta ligera, sana y con pocas complicaciones.

En este caso he cocinado un BESUGO,  con unas verduras y un aliño muy sencillo pero lleno de sabor que nos aderezará perfectamente el plato.
Si no tenemos besugo, cualquier pescado blanco o azul nos hace el mismo papel.

Mis pescados como siempre cuentan con la calidad de PESCADOS CORONA.
PESCADOS CORONA los encontramos en el Mercado Central, en el puesto 189.
 Llama al 965201762 o manda un mail:   info@pescadoscorona.com  con tu nombre y apellidos.
Así al entrar en su página puedes ver las cuatro cámaras que tienen en directo y pedir el pescado o marisco que prefieras y preparado a tu gusto.
También tienen reparto a domicilio llamando antes de las 12:45.
Comprar es sencillo con Pescados Corona.





Vamos a elaborar la receta de una manera muy sencilla, el pescado por un lado y la verdura que escojamos en otra bandeja para que quede en su punto y no se deshaga.

Es perfecta para los que empiezan a cocinar o los que no tienen ganas de complicarse el día pero quieren comer sano o porque están de régimen.

INGREDIENTES: para dos personas
  • Un BESUGO o cualquier pescado blanco o azul.
  • Dos calabacines medianos.
  • Cuatro tomates maduros pero firmes
  • Aceite de oliva virgen extra.
  • Un diente pequeño de ajo.
  • Unas ramitas de perejil.
  • Sal y pimienta negra molida.
ELABORACIÓN:

Ponemos encima de una bandeja de horno papel de aluminio, lo untamos con un poco de aceite de oliva virgen extra y ponemos encima el pescado limpio de escamas y de tripas.

Lo salpimentamos por fuera y por dentro y le metemos en su interior unas ramas de perejil.
Cubrimos el pescado con papel de hornear mojado previamente como hemos hecho en otras recetas.
Así sale jugoso y en su punto como si fuese al papillote pero para mi gusto mucho mejor.
El pescado se cocina al horno unos 20 minutos por kilo.
Lo bueno de cocinar el pescado con el papel de horno es que lo podemos levantar como si fuese una tapadera ya que con el calor del horno queda duro, si pensamos que le falta algún minuto más solo hay que volverlo a tapar y dejar que se acabe de cocine.

Cortamos en rodajas los calabacines y los tomates.
Los disponemos  en otra bandeja para que se hagan con un poco de aceite, sal y pimienta, dándole la vuelta cuando sea necesario.

Una vez hechos las verduras cogemos las puntas de los tomates, dejaremos las rodajas más bonitas para servir y le vaciamos la carne que pondremos en un bol.
Pelamos y picamos el ajo y algunas hojas de perejil y lo picamos un poco, añadimos al bol..
Aliñamos al bol aceite, sal y pimienta hasta que lo encontremos a nuestro gusto.

Una vez cocinado el pescado y la verdura, disponemos en el plato.
La piel del pescado verán como sale por si sola dejando la molla perfectamente hecha, en su punto.
Servimos el pescado limpio de espinas, con las rodajas de verdura y por encima de todo el aliño de los tomates asados.





No hemos tardado más de media hora en cortar y hacer esta receta.



Para los que empezáis a cocinar esta es una receta ideal, dependiendo del pescado resulta barato y no se mancha casi nada, algo que seguro es de agradecer.


viernes, 2 de enero de 2015

Sepia encebollada con salsa de almendras



Hace bastante tiempo que tenía ganas de tener esta receta en mi blog, es sencilla, rápida y deliciosa.
La acompañas con arroz blanco, con patatas, con tortilla, con lo que más te guste o lo más rápido y es perfecta para tener hecha y comer en cuanto se llega a casa tarde del trabajo.

Me traje de PESCADOS CORONA unas sepias que estaban super frescas.

PESCADOS CORONA están situados en el Mercado Central de Alicante, en el puesto número 189.
Es la única pescadería en Alicante que nos proporciona una manera novedosa de comprar.
A traves de su página on line y por medio de cuatro cámaras situadas encima de la mercancía podemos ver el pescado y el marisco en directo , haciendo nuestro pedido desde casa o el trabajo sin necesidad de trastladarnos hasta allí, llevandonos la compra a casa si así lo queremos.


La receta es muy sencilla y con pocos ingredientes.

INGREDIENTES:

  • Un kilo de sepia de PESCADOS CORONA.
  • Dos cebollas grandes.
  • Dos dientes de ajo.
  • 30 almendras crudas o un puñado de almendras molidas.
  • 200 gramos de champiñones.
  • Unas ramitas de perejil.
  • Una hoja de laurel.
  • Medio vaso de vino blanco o fino o manzanilla.
  • Aceite de oliva virgen extra.
  • Sal y pimienta.
ELABORACIÓN:



Limpiamos las sepias, quitando la pluma.
Limpiamos sus cabezas quitando los ojos, la boca o pico y las visceras.
Lavamos y secamos bien y partimos como deseemos, en trozos o en rodajas.
Partimos las cebollas en juliana o picada
Limpiamos los champiñones si llevaran  algo de tierra y partimos en trozos.
Echamos tres o cuatro cucharadas de aceite en una sartén y freímos las almendras, reservamos para picarlas.
Incorporamos  las cebollas, los champiñones  y los dientes de ajo partidos por la mitad con sal y pimienta junto con el laurel en la sartén y freímos a fuego medio para que no se quemen.
Sacamos y reservamos el sofrito.
Echamos un poco más de aceite a la sartén si hace falta y freimos la sepia, soltará agua, no importa, dejamos que se consuma un poco hasta que quede hecha la sepia.
Picamos las almendras en un mortero con un poco de sal y añadimos al frito junto con la cebolla y los champiñones.
Incorporamos el vino y un vaso de agua y un poco de perejil picado.
Dejamos cocer unos veinte minutos a fuego medio.
Rectificamos de sal y añadimos un poco más de perejil picado.
Podemos si nos gusta añadir un poco de harina desleida en agua al guiso, si nos gusta más espesa la salsa.
Yo en este caso no lo he hecho, la prefiero así.


Ya veis, más fácil no puede ser.
Resulta deliciosa.
¿Cómo la hacéis vosotr@s